miércoles, 4 de mayo de 2016

Cómo el miedo a Trump impulsa la ciudadanía

Ahora NALEO registra más de 10,000 llamadas en días ocupados, una cifra que antes se observaba en todo un mes

Cómo el miedo a Trump impulsa la ciudadanía
La operador bilingüe Irene Moreno atiende llamadas de ciudadanía en el Centro de llamadas de NALEO donde asisten en el proceso de naturalización. La campaña “¡Protégete!… ¡Ciudadanía Ya!”, anima a residentes legales en Los Ángeles a que soliciten la ciudadanía.
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinion
El profundo miedo que el candidato presidencial Donald Trump ha infundido en los latinos se puede medir en las miles de llamadas que a diario recibe una campaña de naturalización en Los Ángeles.
Nadie en este centro de ayuda telefónica en las oficinas de la Asociación Nacional de Latinos Electos (NALEO) había visto tanta inquietud para votar contra un aspirante a la Casa Blanca. Ahora se registran más de 10,000 llamadas en días ocupados, una cifra que antes se observaba en todo un mes.


 
Trump, quien no deja de atacar a los migrantes hispanos, suele ser nombrado por las personas al otro lado de la línea. En abril, cuando éste afianzaba la candidatura republicana, los telefonistas en NALEO atendieron a 37,400 interesados en obtener la ciudadanía, más que ningún otro mes desde 2012.
“Hemos visto un gran volumen de llamadas, muchísimo más que en años anteriores”, dijo Ana Raigosa, gerente de este centro telefónico, parte de la iniciativa “¡Protégete!… ¡Ciudadanía Ya!”, que en noviembre lanzó una coalición de grupos, agencias de gobierno y medios de comunicación.

05/03/16/ LOS ANGELES/Operador bilingüe Hector Landaverde atiende llamadas de ciudadanía en el Centro de llamadas de NALEO donde asisten en el proceso de naturalización. La campaña “¡Protégete!… ¡Ciudadanía Ya!”, anima a residentes legales en Los Ángeles a que soliciten la ciudadanía. (Foto Aurelia Ventura/ La Opinion)
Hector Landaverde atiende llamadas de ciudadanía en el Centro de llamadas de NALEO donde asisten en el proceso de naturalización. La campaña “¡Protégete!… ¡Ciudadanía Ya!”, anima a residentes legales en Los Ángeles a que soliciten la ciudadanía. (Aurelia Ventura/ La Opinion)
“Es por el clima político, para poder asegurar que nada suceda después de la elección”, explicó.
Quienes llaman al teléfono 1-888-839-8682 reciben información sobre requisitos para la naturalización, el costo del proceso y de los eventos donde se llena el papeleo de manera gratuita.
Unos 30 telefonistas -empleados de NALEO y voluntarios- brindan asistencia en español, pero en los últimos días se han visto rebasados por la demanda, algo que aumentó el tiempo de espera.

‘El efecto Trump’

“La gente está profundamente interesada por lo que está sucediendo en este país”, comenta Héctor Landaverde, un salvadoreño de 70 años que se unió al equipo de telefonistas en NALEO para ayudar a su comunidad. Él ha llegado a tomar hasta 80 llamadas en sus días más extenuantes.
“Mucha gente dice ‘no estoy de acuerdo en cómo se está llevando la situación política en este país, hay gente muy extrema, entonces quiero votar para que mi voz cuente’”, comparte.
Esta reacción ha sido denominada “El Efecto Trump”. Expertos calculan que la participación hispana en la jornada presidencial aumente un 10% debido a la retórica “de odio” del magnate.
Un récord de 27.3 millones de latinos serán elegibles para votar en la próxima elección presidencial, representando el 12% de los votantes, según el Centro Pew.
La operador bilingüe Nancy Honorato atiende llamadas de ciudadanía en el Centro de llamadas de NALEO donde asisten en el proceso de naturalización. (Foto Aurelia Ventura/ La Opinion)
La operador bilingüe Nancy Honorato atiende llamadas de ciudadanía en el Centro de llamadas de NALEO donde asisten en el proceso de naturalización. (Foto Aurelia Ventura/ La Opinion)
La segunda mayor fuente de electores latinos son los inmigrantes que deciden naturalizarse. En Los Ángeles hay unos 800,000 residentes legales que pueden dar el paso a la ciudadanía.
Ricardo Castro, un angelino de 31 años, ha escuchado en cientos de llamadas la preocupación de los latinos sobre las ideas de Trump. “Dicen ‘antes no me interesaba hacerme ciudadano, pero ahora sí’”.
Frases similares le han dicho a Nancy Honorato, residente del Este de Los Ángeles. Ella atiende en el centro telefónico en NALEO desde 2014 y dice que jamás había estado tan ocupada como ahora.
“Muchas personas quieren hacerse ciudadanos para poder votar”, dice. “No hay un rato de descanso”.
Una de las preguntas que más se repite en el centro de llamadas en NALEO es cómo evitar el pago de 680 dólares para dicho trámite. El Servicio de Naturalización y Ciudadanía (USCIS) ha propuesto reducir hasta la mitad el costo de las tarifa de naturalización para las familias pobres.
Otros – de bajos recursos – también califican para una excepción del pago de ese trámite
Publicar un comentario